Wakeboarding en la tierra de Borat

Borat no hace wakeboard, pero de hacerlo seguro que sería en el lago Kaindy en Kazakhstan.
Por Josh Sampiero

Este es el lago Kaindy, y llegar hasta allí no es nada fácil. Hay que hacer 300kms a través de las montañas de Kazakhstan. Es un lago joven, se formó a principios del siglo pasado cuando un corrimiento de tierras bloqueó un extremo de la garganta, creando un pantano natural.

El wakeboarder ruso Nikita Martyanov tiene vagos recuerdos de haber visitado este lago cuando era niño, antes de saber lo que es el wakeboard. Cuando encontró fotos viejas se le ocurrió que valdría la pena visitarlo de nuevo, pero esta vez con su tabla.
 

El primer paso fue conseguir el permiso. Debido al agua fría, las árboles han sido preservados en su posición original cuando el lago se llenó, creando una atmósfera muy única y que le ha valido recibir el status de parque nacional. “Ni siquiera está permitido nadar” dice Martyanov, “pero el gobierno nos dio permiso para filmar siempre y cuando siguiéramos unas reglas”.

Nikita Martyanov dándole duro al Red Bull Highland Wake
Nikita Martyanov dándole a kicker. © Denis Klero/Red Bull Content Pool

El segundo paso fue el viaje en sí. “Está lejos de cualquier sitio”, dice Nikita. “No hay electricidad, ni cobertura de móvil. Necesitas un todo terreno para llegar hasta allí”. Muchos lugareños todavía utilizan el caballo como medio de transporte diario.

Nikita Martyanov cabalgando un caballo a través de Kazakhstan
Lo de los caballos no iba en broma. © Denis Klero/Red Bull Content Pool

En cuanto llegaron Nikita y sus amigos se pusieron en marcha para construir un wakeboard park natural y catar el lago. “Sentí la necesidad de construir un park de forma natural”, reconoce. “Solamente utilizamos madera del bosque allí donde hacía falta, y de atar los troncos a los árboles del lago, con curdas. No utilizamos ningún clavo; no teníamos permiso para hacerlo y tampoco nos apetecía.”

Nikita Martyanov trabajando en los módulos
Nikita Martyanov trabajando en los módulos © Denis Klero/Red Bull Content Pool

Una vez el park estuvo listo, llegó la hora de estrenarlo. “La única manera de moverse por el lago era con moto de agua,” cuenta Nikita. “En algunos lugares hay muy poca agua y no puedes utilizar una lancha. Y como tienes que moverte esquivando árboles, un winch tampoco funcionaría.”

Nikita Martyanov haciendo wakeboard cerca de los árboles del lago Kaindy
La moto de agua es la mejor manera de moverse © Denis Klero/Red Bull Content Pool

Teniendo en cuenta la presencia de obstáculos a pocos centímetros debajo de la superficie del agua, ¿era peligroso? Sí. “Construimos diferentes módulos: una pared y dos raíles rectos, uno para la punta y el otro para el talón. Pero había un tronco bastante grande justo debajo del agua en la salida de la pared, y estuve a punto de darme con él unas cuantas veces!” ¿Algo más? Sí, una agua muy fría y lluvia sin cesar. “Al final de una sesión ya no sentía mis pies y mi traje no se secó en toda la semana!”

Nikita Martyanov probando los módulos.
Nikita Martyanov probando los módulos. © Denis Klero/Red Bull Content Pool

Pero por supuesto que hubo aspectos muy positivos, como por ejemplo mostrar a los lugareños wakeboarding de primera. “Estaban flipando porqué nunca habían visto nada parecido. Esa gente vive en las montañas sin televisión, ni móviles ni internet. Solo saben de caballos y vacas… ¿motos de agua y wakeboard? Nada. Estaban en estado de shock... pero disfrutaron mucho!”

read more about
Next Story