Vídeo: El alucinante vuelo rasante de Fred Fugen

El paracaidista Fred Fugen se marca un vuelo rasante a la vieja usanza: sin wingsuit.
Por Josh Sampiero

¿Quieres saber qué se siente cuando se viaja a 250 km/h a apenas 5 o 10 metros del suelo? Mira este vídeo para averiguarlo; verás al Soul Flyer Fred Fugen realizar un vuelo rasante de otra dimensión, rozando la pared del Eiger sin wingsuit.

“Salté a unos 500 metros de la cresta Este del Eiger,” contaba el experimentado piloto de wingsuit. “De hecho no decidí intentar hacer el vuelo rasante hasta que ya estaba en el aire. Cogí mucha velocidad y me di cuenta que podía realizar la línea, así que fui a por ella”.

Se necesita mucha fuerza y coordinación. Una vez has cogido la línea no quieres salirte de ella hasta que abres el paracaídas.

Si bien los vuelos rasantes no son nada nuevo para los practicantes del wingsuit, que pueden realizar ratios de 3:1, en caída libre pura son mucho más arriesgados pues el mejor ratio posible no supera el 1.5:1. Es decir uno-punto-cinco a uno; en otras palabras un descenso mucho más vertical y rápido.

La ausencia de wingsuit implica que solamente puedes utilizar tu propio cuerpo para marcar un rumbo y evitar tocar la montaña.

“Se necesita mucha fuerza y coordinación. Una vez has cogido la línea no quieres salirte de ella hasta que abres el paracaídas. El hecho de ir muy rápido me permite transferir mucha energía hacia delante,” reconoce Fugen, cuya emoción queda perfectamente plasmada en el vídeo una vez abre su paracaídas. “¡Estaba a tope, no sabía ni lo que decía!”

Más aventuras en nuestra página de Facebook.

read more about
Next Story