Glowacz y Sharma hablan de Into the Light

Stefan Glowacz y Chris Sharma hablan de su magnífica ascensión en la cueva Majlis al Jinn, en Omán.
Stefan Glowacz baja a la cueva.
camino de la oscuridad © Klaus Fengler/Stefan Glowacz GmbH
Por Tarquin Cooper

Estos dos escaladores de élite estuvieron más de dos semanas abriendo una vía en una de las cuevas más grandes del mundo. Esta vía de 13 largos, y que discurre a lo largo de un techo es, probablemente, una de las vías más grandes del planeta de estas características. Esta primera ascensión ha sido una de las experiencias más duras y más comprometidas a la que ambos se han enfrentado. Y en el caso de Stefan estuvo a punto de acabar muy mal.

¿Qué es lo que hace que esta ascensión haya sido tan especial?
SG: ¡Normalmente los escaladores trepamos montañas! Aquí primero tuvimos que rapelar hacia el centro de la tierra y luego subir. Además era imposible ver y visualizar la ruta. Vimos grietas en las que pensábamos que podríamos empotrar nuestras manos y puños, y resulta que nuestro cuerpo entero cabía dentro.

CS: Normalmente cuando escalas disfrutas de unas vistas preciosas y puedes ver a lo lejos. En la cueva estás a oscuras casi todo el rato. De las 7 de la mañana a las 2 de la tarde había algo de luz, pero antes y después teníamos que utilizar frontales. Ha sido muy interesante pasar tanto tiempo a oscuras, pero también un poco claustrofóbico.
 

Chris Sharma ascendiendo el último largo del techo de la cueva.
Totalmente invertido © Klaus Fengler/Stefan Glowacz GmbH

¿Ha sido muy duro?
CS: Había un largo -que estuve a punto de completar- que hubiera sido un 8b+ y hubiese convertido esta vía en la más dura del mundo, pero se nos estaba acabando el tiempo y decidimos rodear ese paso. Pero todos los largos son duros. Es una vía de clase mundial sin lugar a dudas. Cuando realizas una vía de 300 metros suele ser mucho más vertical. Esta en cambio es un desplome continuo.

SG: Preparamos todos los largos, instalamos los parabolts, escalamos los largos en artificial y luego nos preparamos para hacerlos en libre. La roca estaba en muy buen estado, caliza de primera calidad, pero encontramos alguna que otra sección de roca podrida. Pero sinceramente nos esperábamos algo mucho peor.
 

Stefan Glowacz y Chris Sharma tras varias horas de escalada.
Vivac bajo tierra © Klaus Fengler/Stefan Glowacz GmbH

Stefan sufriste una caída, ¿correcto?
SG: Sí, lo cierto es que hubiera podido acabar muy mal. Estaba subiendo por las cuerdas con la ayuda de los bloqueadores. Saqué el primero para sortear una cinta y, cuando estaba sacando el segundo, los rizos de la cuerda la hicieron girar tan rápido que mi primer bloqueador se salió. Al caer pude agarrarme a la cuerda y me quemé las manos, pero al menos logré que la cuerda fija parase mi caída. De no haber sido así hubiera caído desde 80metros de altura.

CS: Podría haber sido algo muy serio. Tuvo mucha suerte. Fue un toque de atención muy serio. Y le ha pasado a alguien como Stefan que tiene muchísima experiencia; es una prueba de que nunca hay que bajar la guardia y estar siempre concentrado en lo que estás haciendo.
 

Stefan Glowacz cuelga de la cuerda durante la ascensión.
Latigazo © Klaus Fengler/Stefan Glowacz GmbH

Pero este incidente no os aguó la fiesta...
SG: Me vendé los dedos, tomé unos analgésicos pero no podía escalar. Aún así escalar con Chris ha sido una gran experiencia, especialmente en un lugar tan único.

CS: Siempre intento buscar la combinación de lugares bonitos y rutas difíciles. Fue un enorme privilegio poder ser el primero en escalar en este lugar. Ha sobrepasado todas nuestras expectativas.

¿Y ahora qué?
SG: Ahora estoy entrenando mucho con la bici de carretera. Quiero ir a escalar en bicicleta, como hacían los escaladores en los años 40 y 50; ir en bici de Múnich a las Dolomitas, hacer una ruta, y volver a casa en bici.

CS: Hay una pared de 250m cerca de Barcelona, en España. Será muy difícil y tengo que ver si tendré tiempo para llegar hasta arriba.

Si quieres vivir más aventuras pásate por nuestro Facebook.
 

read more about
Next Story