Masherbrum, la ascensión alpina más dura del mundo

La cara noreste del Masherbrum es una de las grandes vías todavía por conquistar.
La cara indomada del Masherbrum bajo el sol.
La cara indomada del Masherbrum © Andreas Gradl/Red Bull Content Pool
Por Josh Sampiero

David Lama no acostumbra a buscar objetivos fáciles, pero quizá la cara noreste del Masherbrum sea demasiado incluso para él. Es una de las pocas rutas del Himalaya que todavía no ha sido intentada seriamente: solamente dos cordadas se lo plantearon en su día. Y después del intento de Lama durante seis semanas esta primavera, acompañado por Peter Ortner y Hansjörg Auer, sigue virgen. Hemos hablado con David para que nos cuente su experiencia y por qué esta ruta es tan increíble.

David Lama y su equipo viajando.
Llegar al Masherbrum ya conlleva sus retos © Andreas Gradl/Red Bull Content Pool

El Masherbrum no es el Everest; es mucho más difícil…
Sí, es una de las montañas menos escaladas del mundo. Tiene la altura y la exposición del Everest, pero es mucho más técnica. En 75 años desde el primer intento, solo 15 cordadas han conseguido llegar a la cima.

Pero ninguna por la cara noreste
Solo dos cordadas antes que nosotros intentaron la cara noreste, unos americanos y unos europeos del este. No llegaron muy lejos, así que hay muy poca información para ayudarnos a planificar la estrategia.

David Lama y Peter Ortner preparando las mochilas.
David Lama y Peter Ortner se preparan © Andreas Gradl/Red Bull Content Pool

Dinos lo que sabéis ahora…
Es una de las rutas más difíciles del mundo que todavía no ha sido vencida; es como ascender al Eiger pero con el Cerro Torre encima. Empieza a los 4.800m de altura y la cima se encuentra a 7.821m, por lo que es una escalada a gran altura. Si lo comparamos con el Cerro Torre, el Masherbrum es el doble de grande y el doble de alto; su ascensión es mucho más compleja, pasas mucho más tiempo en la pared y como nadie la ha intentado, no puedes aprender de los errores de los demás. Y además es mucho más remoto, con el campo base a cuatro o cinco días del pueblo más cercano.

David Lama posa para un retrato.
David Lama en el campo base © Andreas Gradl/Red Bull Content Pool

Habéis pasado bastante tiempo en el campo base.
Sí. Tuvimos muy mal tiempo y estuvimos bloqueados en el campo base. Por eso me subí una silla; cuando vas a pasar mucho tiempo sentado, mejor tener una silla cómoda.

David Lama, Peter Ortner y Hansjörg Auer subiendo hacia el Masherbrum.
David Lama, Peter Ortner y Hansjörg Auer © Manuel Ferrigato/Red Bull Content Pool

¿Cuánto crees que puede durar la ascensión? ¿Hasta dónde llegasteis?
Creo que la ascensión se puede hacer en cinco o seis días de escalada. Solo llegamos a unos 400m por encima del campo base. Cuando finalmente llegó el buen tiempo, hizo tanto calor que la nieve se volvió muy sopa y retrasaba mucho nuestra progresión. Y esta ascensión solo puedes realizarla si vas ligero y muy rápido. La escalada fue más asequible que la parte de arriba, pero estábamos muy expuestos a la posible caída de seracs, hielo y rocas.

¿Muy ligero?
Queríamos ir todo lo ligero que pudiésemos, entre 10 y 13kgs por persona, incluyendo la cuerda y el material de protección.

¿Algún detalle más sobre la ascensión?
La sección del medio parece estar desprovista de cualquier agarre, así que tendremos que subir por el hielo. La pared principal empieza a los 7.000m y debe ser una de las más altas y difíciles del mundo. Es escalada mixta en su totalidad.

David Lama preparando su material para escalar el Masherbrum (Pakistán).
David Lama preparando su material © Manuel Ferrigato/Red Bull Content Pool

¿Qué ocurrió cuando empezasteis a subir por encima del campo base?
Íbamos ascendiendo mientras veíamos aludes caer a un lado y otro nuestro. Como la nieve estaba muy sopa, íbamos muy lentos y no había manera de seguir el plan previsto ni de hacer cima. Decidimos que seguir subiendo era muy arriesgado y decidimos regresar.

¿Fue una decisión muy difícil?
Desde luego. Inviertes tanto tiempo y tanta energía que quieres sacar algo de ello. Solo para llegar hasta allí y aclimatarte tardas unas seis semanas, y si después de esto no tienes una verdadera posibilidad de escalar, es muy decepcionante. Pero era la única decisión que tenía sentido.

David Lama hacia el Masherbrum en slackline.
David Lama practica el sackline en el campo base © Manuel Ferrigato/Red Bull Content Pool

¿Cuándo tienes pensado volver a intentarlo?
Estos viajes exigen mucha motivación y mucho tiempo. El año que viene, después de tres años en Pakistán, me gustaría hacer algo más pequeño, que no requiera dos meses y medio para escalar. Estos tres últimos años hemos pasado del esquí y la escalada en hielo directos a Pakistán o Argentina. Creo que ha llegado el momento de quitarse los trajes de plumón y escalar en camiseta.

¿Si queremos tener más información sobre esta ruta noreste, qué deberíamos buscar en Google?
Nada. No se puede. No hay ningún nombre ni ninguna línea dibujada. Es una página en blanco. Eso es lo que la hace tan interesante.

¿Quieres seguir disfrutando de lo mejor de RedBull.com desde tus dispositivos móviles? Consigue la app en RedBull.com/app.

read more about
Next Story