Escalando el puente de roca más grande del mundo

Domen Škofic hace magia pura con los dedos cuando escala este viejo puente en Eslovenia.
Por Rick Rycroft

Antes de que se democratizaran las salas de escalada, los escaladores eslovenos solían entrenarse en arcos, puentes de piedra y fortificaciones. La roca tallada era un entrenamiento perfecto para brazos y dedos y, los días de buen tiempo, las murallas del castillo de Liubliana eran puro caramelo para los escaladores.

Domen Skofic escala el puente de Solkan en Eslovenia.
Domen Skofic - acción © Stanko Gruden/Red Bull Content Pool

Pero una vía muy particular era un reto demasiado imponente como para que se enfrentaran a ella hasta los más aguerridos. Se trataba del puente de Solkan, un arco de piedra de 36 metros que cruza el río Soča. Los escaladores se entrenaban en sus pilares, que ya de por sí eran bastante complicados, con varios desplomes y muchos tramos complicados, pero el arco principal no tuvo rival durante décadas.

Domen Skofic escala el puente de Solkan en Eslovenia
Domen Skofic - Acción © Stanko Gruden/Red Bull Content Pool

El puente es muy impresionante. Es el arco de piedra más grande del mundo. A pesar de ello, se construyó en tan sólo 18 días, en 1905, con 1.960 metros cúbicos de piedra. Sobrevivió a dos guerras mundiales y todavía hoy, con regularidad, lo cruza un tren de mercancías.

Domen Skofic escala el puente de Solkan en Eslovenia
Domen Skofic - Acción © Stanko Gruden/Red Bull Content Pool

Es una estructura imponente, sin duda alguna, pero no lo suficiente como para amendrentar a Domen Škofic. Con el apoyo de las autoridades locales, equipó el puente por cuestiones de seguridad y se enfrentó a él. ¿Cómo era de difícil? Según el propio Škofic, un 7c pero con un tramo único: a medida que te acercas al punto culminante del arco, no hay sitio alguno donde colocar los pies y el escalador tiene que aguantar a brazo durante más de media hora.

Domen Skofic escala el puente de Solkan en Eslovenia
Domen Skofic - Acción © Stanko Gruden/Red Bull Content Pool

¿Que cuánto se divirtió Škofic? Al completar la escalada saltó del puente al vacío (con aseguramiento) y volvió a hacer la vía una segunda vez.

Eso es lo que se llama hacer las cosas bien.

¿Te gusta este artículo? ¡Descubre muchos más en tu móvil gracias a nuestra app Redbull.com/app!

read more about
Next Story