Supercross: el reportaje a mitad de camino

Con tan solo 7 carreras por delante, ¿tiene ya Ryan Villopoto la temporada resuelta?
Por Aaron Hansel

La inquietante temporada 2013 de Supercross está dejando ver finalmente un poco de orden. Después de 10 carreras el líder Ryan Villopoto está donde él esperaba estar: a la cabeza. Lo divertido es que, Davi Millsaps ha estado luchando y consiguiendo muy buenos resultados y estuvo a la cabeza durante las nueve primeras rondas. La ventaja de Villopoto y el robo de su liderazgo han sido casi una sorpresa.

Tan solo hace dos carreras, Millsaps había terminado con una cómoda ventaja de 22 puntos sobre Villopoto. Cuando hablamos de carreras, sin embargo, las cosas pueden cambiar mucho en poco tiempo. En San Luis, Millsaps fue accidentado por un Trey Canard que corría fuera de control, quedando relegado a una sexta posición. En Daytona, llegó a la carrera tras haber tenido un accidente a mitad de semana. Fue perdiendo posiciones desde la segunda vuelta y tan solo pudo conseguir una décima posición. Mientras tanto, a la cabeza, Villopoto allanaba el camino y le arrebataba la ventaja a Millsaps.
 

Ahora que Villopoto tiene ventaja y con siete carreras por delante, la temporada se va a convertir en un baño de sangre si es que hay alguien que pueda enfrentarse a él. Con tanto talento en el campo del 450X, hay muchos corredores que pueden ganar en un momento dado una noche, pero en cuanto al campeonato se refiere, la pelea por el primer puesto la disputarán los cinco mejores.

Y en esa posición, luchando por entrar en este grupo, están Chad Reed y Trey Canard, pero a 39 puntos de diferencia. Van a necesitar algo de magia para alcanzar a Villopoto, cosa de la que ninguno de ellos ha disfrutado esta temporada, ya que el líder lo está bordando las últimas semanas. Las esperanzas para ganar el campeonato no están muertas, pero sí en cuidados intensivos.

El tercero está Ryan Dungey, de Red Bull KTM, cuyos sólidos y consistentes resultados, así como su habilidad para evitar una catástrofe mayor, lo han dejado a tan solo 14 puntos del primero. No es un número bajo, pero no es tampoco una diferencia insalvable. El problema es que Dungey solo ha ganado una ronda esa temporada, y los chicos a los que persigue acumulan numerosas victorias que los acreditan: Millsaps, dos; Villopoto, cinco. La continua aproximación es buena si Millsaps o Villopoto sufren algún problema, pero ambos corredores han tenido ya mala suerte esta temporada. ¿Qué esperanzas puede tener Dungey de que les vuelva a pasar algo? Dungey aún sigue luchando decididamente por arañar puestos, pero su oportunidad de hacerse con el campeonato solo podría cambiar con unas cuantas victorias más.
 

Finalmente, Millsaps. ¿Puede recuperarse tras dos vueltas? Volver a conseguir el primer puesto no es tarea fácil, tanto física como mentalmente, y especialmente enfrentándose a un rival tan duro como Villopoto. Pero no es imposible, y Millsaps, a tan solo dos puntos del líder actual, no ha estado falto de revelación este año. Otro que no fuera Villopoto: él es el único corredor que tiene múltiples victorias y ha estado venciendo a corredores que le sacaban ventaja en las temporadas pasadas. Está claro, que este año es un hombre nuevo. El peso y la presión del liderazgo ya no están. Sabe que puede ganar las carreras y si une la confianza con la agresividad que puede acompañar el cambio que supone pasar de presa a cazador, podríamos ver muestras interesantes de su habilidad para recuperarse de su reciente adversidad.

read more about
Next Story