Marcos Patronelli: Se me ha partido el corazón

Marcos Patronelli (Quad Yamaha) nos cuenta el accidente que lo ha dejado fuera del Dakar 2014.
Marcos Patronelli abandona el Dakar 2014 por accidente en la tercera etapa
Marcos Patronelli abandona el Dakar 2014 © DPPI/Frederic Le Floch
Por Tim Sturtridge / Pablo Bueno

El héroe local Marcos Patronelli y unos de los favoritos a la victoria final en la categoría de Quads nos cuenta los detalles del accidente que le ha obligado a abandonar en la tercera etapa del Dakar 2014. El final prematuro de la aventura para el dos veces campeón del rally más duro del mundo.

Marcos Patronelli: "Ha sido mucha mala suerte. No quiero que la gente piense que no sé pilotar y que me caí por la ladera. Por culpa de la altura me falló la inyección del quad. Todos los cuadriciclos vienen al Dakar con el mismo mapa de inyección, que se supone que está pensado para la altitud.

Algo ha pasado, porque a baja altitud, todo funcionaba perfecto. La primera subida la he hecho bien, pero ha sido en la segunda, que ya estaríamos a unos 4.000 m, cuando mi quad ha empezado a fallar, bueno, más que empezar a fallar, directamente se me paró.

Ha sido mala suerte. No quiero que la gente piense que no sé pilotar

Por allí andaban un par de chicos que me dijeron que sacara el filtro, porque el motor estaba ahogado. Yo no sabía qué pasaba, porque nunca me había ocurrido que se hubiera ahogado el quatriciclo. Le saqué el filtro de aire completo, la tapa y todo, pero no tenía tierra, total era para subir las cuatro montañas que nos quedaban...

Cuando saqué el filtro el quad me arrancó perfecto, se puso en marcha. Pude pasar la primera montaña sin problemas. Sin embargo, cuando llego a la segunda subí de casualidad. El motor estaba constantemente rateando, dando tirones en primera velocidad como a un 10 por ciento de su potencia".

Marcos Patronelli en acción en el Dakar 2014
Marcos Patronelli en acción en el Dakar 2014 © Yamaha Racing

"Pensé que cuando acabara esta subida ya estaría todo, que ya no habría que subir más, porque del lado que yo estaba no se veía más montaña. Pero cuando llego a la cima me doy cuenta de que todavía hay que subir dos grandes desniveles más y pienso, madre mía, la que me espera aquí.

Cuando llego a mitad de la tercera rampa el motor se queda sin fuerza e intento alargar la trazada por la ladera, para que el cuatriciclo pueda hacer menos fuerza y conseguir subir. Y sin darme cuenta, la montaña me lleva y me lleva... Y empiezo a coger velocidad y a irme montaña abajo.

Llega un momento en el que empiezo a bajar muy rápido y me doy cuenta de que si seguía bajando me iba a caer en la garganta, no podría subir y habría perdido la etapa. Así que decido girar el quad para evitar la caída, lo agarré de delante para girarlo con tan mala suerte de que estaba apoyado sobre un escalón, frenado y todo. Cuando tiro de él para descalzarlo salió volando.

Cuando vi que el quad salía volando, se me partió el corazón, porque se rompió en mil pedazos.

Se me partió el corazón, porque el quad se rompió en mil pedazos, quedó totalmente destrozado. Se me vino el mundo abajo. En ese momento, en caliente, no dije nada. Pero me duele mucho, porque en un Dakar lo dejas todo, te entrenas... Hay un par de meses en los que no haces otra cosa que entrenar, porque son 15 días de carrera y si un día tienes un problema todo se acaba.

Me da mucha lástima por Yamaha, que es mi patrocinador número 1. Estoy aquí por ellos. También por Red Bull, que era el primer año con esta marca relacionada con los deportes extremos y yo estaba contentísimo. La verdad es que me han tratado muy bien. Lo cierto es que por todos mis patrocinadores, que nunca digo nada, y la verdad es que corro por ellos.

Después de ganar ayer estaba muy contento y con muchas ganas

Venía con las pilas a tope, con muchas ganas y habíamos empezado muy bien con este Dakar. Y después de ganar ayer estaba muy contento y empecé muy tranquilo esta etapa maratón, consciente de que había que acabar como fuera. Todo iba bien y de repente, en cinco minutos el quad empieza a fallar y lo tiro todo a la basura. Si el quad no me hubiera fallado, hubiera terminado la etapa, porque hasta el momento yo iba muy bien, no tenía ningún problema".

read more about
Next Story