El Dakar en moto: Gladiadores en la arena

Para reducir el riesgo de lesiones en los raids los pilotos llevan protecciones como gladiadores.
Por Tomas Marcco y Florencia Bouza

Enfrentarse a miles de kilómetros entre dunas, pistas y montañas al manillar de una moto, todo ello a la mayor velocidad posible, no es tarea fácil. Este es el reto que tiene que afrontar cualquier piloto que participa en el Mundial de Rallies o en el Dakar.

Marc Coma, el piloto de Red Bull, cuatro veces campeón del mundo, tiene que tomar las precauciones necesarias para salvar las trampas que ocultan este tipo de carreras y, para ello, es fundamental una armadura en condiciones para reducir lo máximo posible el riesgo de lesiones.

Así pues, antes de salir a la intemperie, el piloto de Àvia se equipa con todo tipo de protecciones más propias de un gladiador que de un deportista: casco, rodilleras, botas, coraza…

El casco y las gafas son vitales en el equipo de un piloto de rally raid
El casco y las gafas son fundamentales © Marcelo Maragni/Red Bull Content Pool

Casco y gafas, fundamental

Sin duda, el primer elemento imprescindible para cualquier motorista es el casco. Integral, resistente pero ligero, y debidamente homologado para la competición, va complementado con unas gafas, cuya pantalla es intercambiable, en función del sol o los posibles arañazos. Una de las últimas novedades en seguridad es la protección cervical, que rodea todo el cuello. Introducida hace pocos años, ha supuesto un salto muy importante en la prevención de lesiones vertebrales.
 

Las protecciones contra los impactos son fundamentales para los pilotos en las competiciones de rally raid
Gio Sala, con ayuda, se quita sus protecciones © Pablo Bueno

Una armadura resistente a los golpes

Las altas temperaturas que sufren todos los participantes en tierras sudamericanas no pueden servir de excusa para saltarse la mínima precaución posible. Marc Coma sabe de los riesgos que conlleva adentrarse en los desiertos y pistas por donde discurre el Dakar. Una simple piedra o un bache imprevisto pueden dar al traste con las aspiraciones de los pilotos en este rally tan exigente. Por eso, Marc cubre su torso con una coraza que cuenta con protecciones en el pecho, espalda, hombros y codos. Justo encima, una chaqueta ofrece al piloto numerosos bolsillos para guardar documentación y suplementos energéticos, y cremalleras para permitir o no la ventilación.

Por otra parte, los guantes de un piloto de motos del Dakar combinan el máximo confort con la mayor sensibilidad posible en ambas manos.
 

Y en las extremidades inferiores... Los pilotos de rally raid usan botas y rodilleras
Y en las extremidades inferiores... © Flavien Duhamel/Red Bull Content Pool

Vital proteger las articulaciones

En las extremidades inferiores hay dos elementos indispensables para enfrentarse al recorrido del rally debidamente protegido. Las rodilleras ortopédicas, que salvaguardan los huesos y ligamentos de la articulación, y unas botas rígidas y ajustables, que se encargan de proteger los tobillos y parte de las piernas.

Aunque son muchas las medidas de seguridad que se pueden tomar antes de afrontar el Dakar, la mejor precaución se encuentra en el talento del piloto. La técnica, el sentido común, la madurez y el control de la moto son características que describen perfectamente a un piloto como Marc Coma.
 

read more about
Next Story