Alejandro Paz y su experiencia en RBMA

Conoce como fue el paso del músico nacional por la Academia, de su puño y letra!
Alejandro Paz en RBMA Tokyo!
Por Alejandro Paz

Red Bull Music Academy ya termina y a medida que los días fueron pasando se puso más interesante y el nivel de energía fue en aumento. Los primeros días fueron intensos, los participantes se quedaban a pasar la noche en los estudios para hacer música y aprovechar el poco tiempo en que se convirtieron esas dos semanas. Yo tuve la suerte de pasar una noche haciendo un track con Kerry Chandler y Marco Passarani. Fue muy interesante ver cómo trabajan estos artistas establecidos, sobre todo Kerry Chandler quién tomo la responsabilidad de componer el track, me impresionó su manejo del piano y la armonía, su capacidad de trabajo (llegamos al estudio a las 3 de la mañana y no paramos hasta la 1 de la tarde) y en general, su dominio de todos los aspectos de la producción, desde la composición hasta la mezcla. También me asombró su actitud en el estudio, siempre fue muy receptivo y me trató como un colega, aunque evidentemente hay mucha diferencia entre su experiencia y la mía.
También ha sido interesante para mi conectarme con personas de distintas partes del mundo, con los que tuve la oportunidad de compartir en distintas instancias. Estos días he estado trabajando principalmente con La Mverte, músico francés con el que compartimos el gusto por el EBM y el post punk, nuestro trabajo se ha nutrido de esas vertientes y hemos logrado comunicarnos rápidamente y trabajar. Por otro lado, con los artistas latinos hemos tenido conversaciones en las que reconocemos nuestras diferencias y similitudes culturales, y con todos compartimos una visión crítica acerca de los problemas pos-coloniales en la música. Se presentaba una y otra vez en nuestras discusiones la cuestión del exotismo con el que tenemos que lidiar ya que se aplica sobre nosotros como una etiqueta, lo interesante era conocer las estrategias que tenía cada uno de nosotros para enfrentar esta situación. Por supuesto es imposible conectar con las 30 personas que participamos en la academia, pero el clima general es de mucho respeto.
Las lecturas son parte fundamental de la academia. Hemos tenido dos al día y nos han tomado gran parte de la jornada, pero en general han valido la pena. En particular recuerdo la de Mtume de Juicy Fruit, emocionante e informativa, cada anécdota que narraba tenía un sentido más profundo que el simple suceso. Me llamó la atención que nos contaba que ya no está haciendo música si no que está dedicado al activismo político. También recuerdo la de Hip Tanaka, compositor que trabajó en los mejores años de Nintendo, me impresionó por su humildad y sinceridad, su dedicación al trabajo, se reflejaban en su personalidad los valores que me llaman la atención de la cultura japonesa. Muy buen grupo de artistas el que se reunieron este año para hacer estas lecturas.
Ha sido una buena experiencia participar en Red Bull Music Academy.
 

Next Story