Ocho preguntas sobre el material de aludes

Con respuestas interesantes de la reina del backcountry de Whistler, Leanne Pelosi.
Equipo de aludes: guantes, máscara, comida, bebida caliente y una pala
El equipo básico para una salida en el backcountry © Kazu Kitayama
Por Anke Eberhardt

Estamos en 2014 y con los ARVAs digitales, las sondas de carbono y el poder de internet deberíamos ser capaces de engañar a la madre naturaleza y desenterrarnos a nosotros mismos de cualquier alud, ¿no?

La experta en travesía Leanne Pelosi nos cuenta la verdad sobre 8 de los mitos más generalizados respecto al material para aludes.

1- No me gusta llevar mochila, así que paso de todo pues al fin y al cabo es una decisión que solo me afecta a mí, ¿no?
No, no y no. No te tienes que llevar el material de seguridad para ti, sino para los compañeros con los que vas a salir… ¡para mí, tonto! Son tus compañeros los que te salvarán, pues normalmente los socorristas tardan demasiado.

Llevarte tu material y saber cómo usarlo es una responsabilidad que tienes para con tus compañeros de salida. Y seguro que quieres que ellos hagan lo mismo para ti, ¿verdad?.

2- Pero ¿qué pongo dentro de la mochila? Ya tengo mi móvil para hacer selfies… no necesito nada más.
Yo me llevo un ARVA, que siempre debes llevar encima y no dentro de tu mochila, y cuando salgo de travesía también llevo la pala, la sonda, un kit de primeros auxilios, un walkie-talkie, un mechero, un pedernal, pastillas para encender una hoguera, una cuerda, mi GPS, unas gafas de ventisca de sobra y ropa de recambio. Todo eso dentro de la mochila, junto con bastante comida. Quiero ser capaz de poder sobrevivir a una noche en la montaña en caso de que no consiga regresar antes de que anochezca.

Y hablando de selfies: hay estudios que aseguran que los móviles pueden afectar el rendimiento de los ARVAs. Así que normalmente llevo mi móvil en modo avión, y puedo seguir utilizándolo para hacer fotos.
 

Probando el material de aludes
Leanne comprobando que todo funciona © Kazu Kitayama

3- Pero estas nuevas apps de rescate de víctimas de aludes para móviles pueden salvarte, ¿no?
Una app por sí sola no es suficiente si te sales de los límites de una estación de esquí. No hay nada que pueda sustituir a un ARVA de momento.

4- Vale. Pero… ¿importa mucho qué tipo de ARVA tengo?
Hay grandes diferencias desde el punto de vista de la tecnología, y no me refiero únicamente al paso de analógico a digital. Por eso deberías plantearte jubilar el ARVA que heredaste de tu padre hace más de diez años. Los nuevos modelos te permiten marcar las señales, y organizarte cuando te enfrentas a varias personas sepultadas en un mismo alud por ejemplo. Para mí lo más importante es que sea fácil de manejar. Si solo tienes que seguir la dirección de la flecha, sabrás hacerlo incluso si no eres un experto. Pero tengas el sistema que tengas, tienes que familiarizarte con él antes y saber usarlo.

5- Si sé utilizar un cajero automático sin manual de instrucciones, sabré manejarme con el ARVA…
¡Y qué más! Hay que practicar. Lo mejor es hacer un curso específico de prevención y rescate de aludes.

Cuando te encuentras en una situación de crisis hay que saber reaccionar rápido y de forma eficaz, y cuanto más hayas practicado antes, más posibilidades tendrás de afrontar la situación con confianza y eficacia.

Así que sal al monte con tus amigos de forma regular y practicad. Enterrad vuestros ARVAs e intentad encontrarlos. Además manteneos en forma para palear rápidamente y con eficacia. Lo podéis convertir en un pique entre amigos, y así se hace más ameno.
 

Probando el material de aludes
No, un teléfono no te sacará de un alud. © Kazu Kitayama

6- ¿Tiene alguna importancia el material del que esté hecha la pala?
¡Desde luego! La nieve de un alud se endurece muy rápido. Por eso prefiero las palas metálicas. Y ni te plantees utilizar tu tabla de snow como pala; tienes unos 13 minutos de media para desenterrar a alguien con vida antes de que se quede sin aire. En esos momentos te alegrarás de contar con una pala bien dura y resistente.

7- Una vez ya estoy perfectamente equipado, ¿tengo que hacer algo más?
Necesitas asegurarte de que todo esté en orden. Un ARVA sin baterías totalmente nuevas no sirve para nada, y los kits de primer auxilio normalmente tienen fechas de caducidad. A principios de temporada asegúrate de que todo tu material está a punto.

8- ¿Y no puedo limitarme a llevar un ABS y así nunca me enterrará un alud?
En días de peligro de aludes notable o fuerte, además de todo lo anterior también me llevo mi mochila Dakine ABS.

Pero una mochila ABS no debería hacerte sentir intocable. Puedes herirte de gravedad igualmente, así que es mucho mejor si de entrada no te coge un alud.

El factor más relevante es escoger el terreno por donde te vas a mover. Por muy buen equipo que lleves, este no te impide tomar decisiones equivocadas.
 

Probando el material de aludes
Prueba tu equipo antes de que sea demasiado tarde. © Kazu Kitayama

Para más informaciones sobre aludes sigue los trucos de todo un experto, Chris Davenport, o léete estos consejos para mantenerte a salvo este invierno.

Y lo más importante: haz un curso de prevención y rescate de aludes en tu zona.

¡Y luego sal a divertirte en el polvo!
 

read more about
Next Story