¿Dónde va de vacaciones un campeón como Hirscher?

Marcel nos habla de las aventuras que ha vivido en su gira por Asia... ¡Toma nota para tu verano!
Vacaciones de esquí: Marcel Hirscher con un aficionado de Tokio
Uno de los fans que sorprendió a Hirscher
Por Henner Thies

¿La mejor medicina para el jetlag? "El entrenamiento", dice Marcel Hirscher. "Sin duda. Aunque no rindas a tu nivel habitual, te ayudará a recuperar el control y los biorritmos habituales de tu cuerpo". Por eso, el cuatro veces campeón del mundo fue al gimnasio a levantar pesar solo un día después de volver de Tokio. "Las vacaciones han valido su peso en oro. ¡Ahora nos toca volver a la rutina!".

Vacaciones de esquí: Marcel Hirscher y su novia
Marcel posa junto a su novia, Laura

Marcel, ¿qué importancia han tenido estas tres semanas de vacaciones en Asia?
Después de una temporada muy exitosa pero tremendamente agotadora, eran absolutamente imprescindibles y súper importantes. Al principio necesité algo de tiempo para relajarme. Fue importante meditar sobre todo lo ocurrido. Hoy en día, a veces no podemos controlar nuestra propia vida y, por eso, una pequeña desconexión de la rutina no tiene precio.

Empezaste por Vietnam. ¿Qué fue lo mejor de allí?
Además de la tranquilidad y el anonimato, las visitas a los templos y pagodas, que me parecieron impresionantes, aunque lo más increíble fue la gente. La amabilidad que muestran mientras trabajan duro (y además, en comparación a su trabajo tienen muy poco) fue bastante chocante, les admiro.

¿Qué fue lo más apasionante?
Una señora de unos 90 años que ha sido testigo de la mayor parte de la historia de Vietnam. Hacía sombreros de paja con una alegría y tenía un carisma tan positivo que llamaba la atención. Era algo sobre lo que reflexionar.

Vacaciones de esquí: Marcel Hirscher en una presentador de un nuevo patrocinador en Tokio
Marcel con uno de sus patrocinadores en Tokio

¿Qué has aprendido en este viaje que puedes aplicar a tu día a día?
Disfrutar cada momento de cada día. Parece simple, pero es la realidad. ¡Lo tenemos todo! Podemos ir a la cocina a beber un vaso de agua del grifo... y eso es un lujo que mucha gente no tiene. Cosas así son las que hacen que viajar y conocer otras culturas sea tan emocionante.

Fuiste a Asia con la idea de perderte y que no te reconociera nadie y, aún así, unos niños te reconocieron en una estación de tren.

¿Qué opinión te merece esto?
(Risas) ¡Fue una locura! Estábamos con el judoca Lupo Paischer. Cuando estos chavales empezaron a hablar con nosotros, pensé que habían reconocido a Lupo o que les había llamado la atención Laura, ¡por lo alta que es! (Risas). Pero no, me preguntaron '¿Eres Hirscher?' y me pidieron que me hiciera una foto con ellos.

¿Qué te sorprendió más: que te reconocieran en una estación de trenes en Japón o el reconocimiento y alegría de los niños en tu sesión de autógrafos?
Sin duda, la sabiduría de los aficionados al esquí de allí. Me asombró mucho las preguntas que me hicieron. Por ejemplo, me preguntaron cómo preparo los bordes de los esquís según la ladera que vaya a hacer y ese tipo de cuestiones que solo me preguntan auténticos expertos en la materia. Para quedarse con la boca abierta.

Vacaciones de esquí: Marcel Hirscher
Marcel Hirscher © Markus Berger/Red Bull Content Pool

Una sorpresa desagradable fue el terremoto de cinco grados que asoló Tokio cuando estabas allí. ¿Cómo fue esa experiencia?
Yo ya había experimentado dos pequeños terremotos, pero este fue un poco diferente. Estábamos en un restaurante y, de repente, todo empezó a temblar. Lo primero que pensé fue: '¿qué c**o está pasando?' No me gusta nada ese tipo de sorpresas inesperadas, pero estaba tranquilo debido a que el cocinero estaba enfrente de mí e irrabiada calma y ni se inmutó. Entonces, pensé: 'No puede ser tan malo'.

¿Hubo alguna réplica o consecuencia después?
(Risas) ¡Sí! El día después y pensé: '¡Pero cómo puede pasar otra vez tan rápido!' Además también sufrí algún mareo. Me recuperé muy rápido .Es interesante ver lo que pasa cuando todo tu cuerpo sale de su equilibrio habitual.

¿Por qué decidiste terminar tu viaje en Tokio?
Siempre me ha parecido una ciudad fascinante. Además, ya habíamos pasado un tiempo en el campo y la playa y me invitaron a torneos Atomic de Tokio. Lo que puedes experimentar en la capital japonesa con otras 12 millones de personas a tu alrededor no se puede comparar con nada. Es increíble que una ciudad con tanta gente pueda estar tan limpia y bien organizada. Cuando estás en lo alto de Tokyo Skytree en plena noche y te percatas del tamaño de la ciudad, sientes que eres como una pequeña gota de agua en el océano.

Vacaciones de esquí: Marcel Hirscher
Marcel disfruta en la nieve... ¡y fuera de ella! © GEPA pictures/Red Bull Content Pool

Con todo esto que nos has contado, ¿qué conclusiones sacas de tu viaje por Asia?
Lo primero, ahora disfrutaré mucho más de la inmensidad, del espacio y de la naturaleza que tenemos en Austria. La calidad de vida ha sido indescriptible. Ha sido un viaje muy intenso con un montón de momentos que no quiero olvidar. Una acogida y un entretenimiento necesarios ante mi estresante vida (que también tiene sus ventajas).

Hablemos de tu vida de aquí. ¿Qué planes tienes para tus próximas semanas y meses?
¡Ahora tengo que volver a progresar! Tenemos una o dos escapadas planeadas durante el verano y quiero hacer algo de kayak en Eslovenia a toda costa. Es algo con lo que disfruto mucho, aunque no lo hago por la acción, soy un kayakista lento. Descargo adrenalina cuando esquío. También iré a la carrera del DTM de Spielberg y puede que a otros eventos que me parezcan interesantes...

¿Quieres estar al día de todo lo que pasa en Red Bull Snow? ¡Síguenos en Facebook y en Twitter!

read more about
Next Story