Un submarino de 1.2M de dólares que puedes ponerte

Te presentamos el nuevo traje de buceo que te llevará a las profundidades.
Michael Lombardi in a tank training session in his exo-suit diving apparatus
El entrenamiento ha tenido lugar en tanques de 7m. © Jim Clark
Por Brooke Morton

En el mundo de la exploración submarina si tienes dinero puedes comprar un submarino - no tienes más que preguntarle a James Cameron - pero es muy posible que nunca te puedas comprar y probar el traje Exosuit de 1.2M de dólares.

La primera inmersión a 330m de profundidad tendrá lugar a 160km de distancia de las costas de Rhode Island. ¿Y quién será el hombre que estará bajo presión? Michael Lombardi, un explorador del National Geographic.

© Jim Clark

Es la misión que ha asumido y para la cual ha estado entrenando durante años. Además, este buzo profesional tiene más de una década de experiencia en el sector comercial y científico.

¿Y cómo ha aprendido a moverse con un traje metálico de 250kg que se parece más bien al muñeco malvado de la película “los cazafantasmas”? Pues él solito. Lombardi, ha escrito personalmente el libro de instrucciones.

Michael Lombardi and exo-suit in an on-land training session.
El traje está equipado con cámaras de alta calidad © Jim Clark

“Estás básicamente vistiendo un submarino,” comenta. Hasta ahora, aprender a moverse en un espacio tan limitado le ha supuesto muchos golpes. “No puedes doblar el codo como si estuvieras haciendo pesas en el gimnasio,” reconoce Lombardi. “Sin embargo, giras todo tu brazo gracias a una serie de juntas para simular el movimiento.”

Estás básicamente vistiendo un submarino.

La misión trata de probar las capacidades del traje, su vídeo retransmisión de alta definición y la clara comunicación con la superficie.

También se trata de una investigación de biología marina, para recolectar animales bioluminescentes de aguas profundas. Estas medusas y otros organismos contienen proteínas que pueden ser útiles como biomarcadores, y que pueden ser utilizadas para la investigación contra el cáncer y el mapeo cerebral.
 

Michael Lombardi getting into his diving suit
Ponerse el traje es una tarea complicada © Jim Clark

Es una expedición con muchas incógnitas, pero lo que le pone nervioso a Lombardi es lo inesperado.
“No estoy nervioso por el traje, a pesar de que no confío en él al 100% todavía,” asegura Lombardi.

He repetido la inmersión 1000 veces en mi cabeza.

“El reto para mí de realizar un descenso libre tan profundo en agua azul es que me puedo desorientar,” comenta Lombardi sobre su inmersión sin puntos de referencia. Es una parte de la inmersión que jamás le ha gustado. “He repetido la inmersión 1000 veces en mi cabeza” asegura.

A pesar de que Lombardi está aprendiendo a moverse con el Exosuit bajo el agua, hasta ahora no lo ha hecho más que en tanques de menos de 7 metros de profundidad; la inmersión de Rhode Island será la primera vez que supere esa profundidad.
 

Lombardi in his diving exo-suit during a tank training session.
Entrenando en el tanque © Jim Clark

¿Para Lombardi, qué hará que esta misión sea un éxito?

“Recolectar animales ya será un gran éxito,” afirma. Aparte de eso añade “mientras regresemos a casa con más preguntas que con las que hemos venido, será fenomenal. Cualquiera con suficiente dinero puede subir al Everest o irse de safari; pero para mí, para que sea una verdadera exploración, tienes que hacerte preguntas.”


Descubre más aventuras en nuestro Facebook.
 

read more about
Next Story