¡Nuevo récord de salto BASE!

Valery Rozov logra una nueva marca mundial al saltar desde 7.700 metros.
Por Dominique Granger

Hay gente a la que le gusta la comodidad del cuarto de estar y hay otra que no puede parar de batir récords uno tras otro. Valery Rozov, leyenda del salto BASE, es desde luego un buen ejemplo de la segunda categoría.

Un nuevo récord para la leyenda rusa

El 5 de octubre de 2016, después de una expedición de 21 días en el sexto pico más alto del mundo (el monte Cho Oyu en la frontera de Nepal y China), Rozov se asomó a la caída de 7.700 metros y saltó al fino aire. De esta manera batía en 500 metros su propio récord.

Ha sido mi sueño y mi objetivo durante los tres últimos años.

Valery Rozov

Subir al Cho Oyu no es ninguna tontería y mucho menos lo es realizar un salto BASE desde su pared suroeste. La expedición no fue nada fácil para los escaladores.

Había caído nieve fresca y, tras unos días de mal tiempo, el grupo no fue capaz de alcanzar el punto de salida en el primer intento. Tuvieron que esperar toda una semana para poder intentarlo de nuevo. Una vez que el tiempo se abrió, llegó el momento de ponerse en marcha.

Después de 90 segundos de pura caída libre, Rozov abrió su paracaídas y siguió volando durante dos minutos antes de aterrizar en un glaciar a 6.000 metros sobre el nivel del mar.

Valery Rozov, el hombre sin límites

Para la leyenda rusa, los límites están para ser superados. Nada parece ser demasiado difícil para él.

Este atleta de 51 años está acostumbrado a batir récords. En mayo de 2013 logró el récord de altura de salto BASE al saltar desde 7.220 metros desde el Changtse (Everest).

El anterior récord de Rozov

La gesta del Everest no ha sido su única conquista. Alcanzar retos como éste suponen décadas de entrenamiento. Rozov tiene uno de los currículos de saltadores BASE mejores del mundo.

Los siete saltos BASE favoritos de Rozov hasta 2013

Valery Rozov: sus siete saltos favoritos
Los siete saltos favoritos de Valery Rozov © Khalil Jeremias Emede

En 2009 fue la primera persona en tirarse al cráter de un volcán con un paracaídas, fue el volcán Mutnovsky de la península Kamchatka al este de Rusia.

En 2010 saltó desde Ulvetanna (Antártica) y fue la primera persona en hacer un salto BASE desde el Cervino, en los Alpes.

En 2012 saltó desde 6.420 metros en Shivling (Himalaya). Luego lo hizo en Grandes Jorasses (3.950 m) en el Mont Blanc en 2013. Ese año consiguió el récord por el salto BASE más grande del mundo.

Antes de la gesta en Cho Oyu fue el primer hombre en realizar un salto base en el Kilimanjaro (Tanzania), a una altura de 5.460 metros.

¡La edad no es ninguna excusa si estás decidido a ir más allá!

read more about
Next Story