Historia del BMX
© Ali Bharmal
BMX

De E.T. a los Juegos: La increíble historia del BMX Freestyle

El BMX Freestyle está por vivir su máximo momento de gloria. Mientras esperamos su debut, repasamos la sorprendente historia de este deporte. ¡Vamos!
Por Red Bull
8 minutos leídosPublicado el
Niños holandeses, una pandemia mundial ¡y hasta un alienígena! Sin duda, el BMX Freestyle tuvo que transitar caminos inesperados antes de convertirse en la disciplina que hoy conocemos (y amamos).
En este artículo desandamos sus pasos hasta llegar al curioso nacimiento del BMX, la posterior mutación al Freestyle y el fabuloso salto que este deporte dará en los próximos meses.
Antes del Freestyle: Los comienzos del BMX
Mucho antes del BMX Freestyle existió el BMX Racing (también llamado Bicicross), que se corría en pistas de motocross y que se sigue practicando hoy en día.
Claro, antes de las acrobacias, el BMX era exclusivamente una disciplina con un formato de carrera. Como tal, el objetivo era muy sencillo: Cruzar la meta antes que el resto.
¿Cuándo se corrió la primera carrera? La leyenda más popular cuenta que el BMX (abreviación de Bicycle Motocross) nació en California, Estados Unidos, a comienzos de los años 70.
Pero, como ocurre casi siempre, la realidad es un poco más compleja.

La pista holandesa

Según la Unión Ciclista Internacional (UCI), para encontrar las primeras carreras de BMX es necesario retroceder unos años más y cruzar el océano Atlántico.
Más precisamente, el BMX nació en los Países Bajos en la década de 1950. Debemos el BMX a niños y adolescentes holandeses que querían saber qué se sentía ser piloto de motocross, pero no tenían el permiso de sus padres ni el dinero para comprarse una moto y desobedecer los.
La UCI encontró registros históricos de estos comienzos, que incluyen fotografías de carreras de BMX que se llevaron a cabo en Sint Anthonis y en Amersfoort, dos localidades de los Países Bajos, ¡en 1956!
Más aún, uno de los pioneros neerlandeses del BMX fue Antonius Maria van Heugten, que comenzó a competir en sus primeras carreras en la década 1950.
Entonces, si el BMX nació en Países Bajos, ¿por qué todo el mundo cree que fue en California?
Si bien es cierto que las primeras carreras de BMX se corrieron en Países Bajos, los pioneros europeos usaban bicicletas de calle, con rodados 26 y 28. Lo único que hacían era adaptar los marcos para hacerlos más resistentes y que puedan sobrevivir a los duros embates del circuito.
En cambio, en California fue donde se comenzaron a usar las bicicletas pequeñas que conocemos hoy en día. Una de las primeras fue las míticas Stingray, que al ser para niños y niñas tenían ruedas de apenas 20 pulgadas.
Era una elección natural y que sobrevivió al paso de los años, ya que el tamaño de estas bicicletas permite un control y una velocidad muy superiores.

De California al resto del país

El siguiente paso para el BMX fue salir de California y llegar a todos los Estados Unidos.
El responsable de esta hazaña fue el documental “El rally de los campeones” (On Any Sunday), que fue nominado a los premios Óscar y que abre con una carrera de BMX que inspiró a miles de niños que se convirtieron en la primera generación de riders.
El filme se estrenó en 1971 y apenas dos años después, Ernie Alexander creó el primer organismo nacional de BMX, la National Bicycle Association (NBA).
En muy poco tiempo, el BMX pasó de ser un deporte en el que los niños imitaban a sus ídolos del motocross, a convocar a 16 mil espectadores en la Yamaha Gold Cup Finals, que se corrió en 1974 y fue una de las primeras carreras oficiales en la historia de esta disciplina.

¿Y el extraterrestre que prometimos al comienzo del artículo?

Cierto, prometimos un alienígena y lo tendrás.
¿Qué te imaginas cuando piensas en BMX Freestyle? Probablemente, alguien haciendo acrobacias arriba de una bicicleta.
Justamente, eso comenzó a ocurrir en las primeras carreras de Bicicross, en la que muchos riders condimentaban su velocidad con vistosos trucos durante los saltos.
No pasó mucho tiempo hasta que alguien dijo “oigan, estos trucos estan muy buenos, ¿por qué no los hacemos fuera de las pistas?”. Así fue como los trucos se convirtieron en una disciplina en sí misma: el BMX Freestyle.
Uno de sus pioneros fue Bob Haro, que le dio un fuerte impulso a esta disciplina naciente haciendo demostraciones a lo ancho y largo de Estados Unidos.
De hecho, Bob Haro hizo mucho más. Él fue doble de riesgo en “E.T., el extraterrestre” y participó de la escena en la que Billy, sus amigos y E.T. huyen de la policía a bordo de sus bicicletas de BMX y... Bueno, no te contaremos el final por si no la has visto.
Como podrás imaginarte, es imposible exagerar el impacto que tuvo esa escena en los niños de Estados Unidos. Fue el empujón que faltaba para que el BMX despegue definitivamente.
Modalidades del BMX Freestyle
Con el paso de los años, han aparecido distintas modalidades de BMX Freestyle. Esto ofreció muchas más opciones para los riders, que pudieron adaptar el deporte al terreno y las circunstancias en las que vivían.
De esta manera, el BMX se comenzó a practicar en todos lados y en todo momento. Hoy en día, sobreviven cinco modalidades distintas de BMX Freestyle profesional. Veamos cuáles son.

Park Riding

Cuando los riders comenzaron a practicar trucos, no tardaron demasiado en invadir los skateparks. Por supuesto, a los skaters no les gusta nada, porque además las bicicletas dañan los parques que no están especialmente diseñados para BMX.
Estos pueden ser de concreto, madera o metal. Sin embargo, los más conocidos son los de concreto y se encuentran al aire libre. Este material es más resistente y puede sobrellevar las inclemencias del clima.

Street Riding

Ahora bien, así como los riders llegaron a los skateparks, también los dejaron. En cierto momento, el BMX dejó los parques y se lanzó a conquistar las calles.
En el BMX Street, los rider aprovechan los espacios urbanos y públicos para realizar sus trucos. Barandillas, escaleras, bancos y cualquier otro tipo de estructura son perfectas para ellos.
La evolución del BMX Street llevó a un diseño de bicicletas particular, con ángulos más pronunciados, muchas veces sin frenos y con una distancia entre ejes más corta. Eso las hace más fáciles de maniobrar, pero menos estables en velocidad que, de todos modos, no necesitan.

Vert

Se trata de una disciplina del BMX Freestyle que se lleva a cabo en un half pipe que termina en vertical (una rampa con forma de "U"), con una altura de hasta 3,5 metros.
Bueno, en realidad, la rampa más grande jamás usada en una competencia es la de los X-Games que tiene 8,2 metros de altura.
Los trucos consisten en ir de una cara de la rampa a la otra, realizando trucos en el aire. También existen los “lip tricks”, trucos en el borde de la rampa antes de volver a caer. Se trata de una de las especialidades más complejas y que requiere mayor preparación.

Dirt jumping

De alguna manera, es similar al Park. Pero, en este caso, los trucos se realizan sobre rampas de tierra compactada que se ubican una detrás de la otra.
Un salto suele tener dos rampas: Una rampa muy pronunciada de despegue y otra de aterrizaje, mucho menos pronunciada.
Los riders son evaluados según su capacidad de realizar trucos, los cuales son puntuados según su nivel de dificultad.

Flatland

Por último, el Flatland. Se trata de una disciplina del BMX Freestyle muy diferente a todas las demás. De hecho, mientras un mismo atleta puede realizar varias de las otras disciplinas, quienes practican Flatland solo suelen dedicarse al Flatland.
Se trata de la disciplina más despojada, ya que lo único que se necesita es una superficie lisa y plana (y una bicicleta, por supuesto).
Los trucos se realizan con giros, balanceos y saltos sin rampas ni obstáculos en los cuales asistir. También se utilizan mucho las cuatro clavijas en las ruedas para ponerse de pie y lograr nuevas posiciones en la bicicleta.
El BMX Freestyle llega a los Juegos
El BMX tuvo un salto enorme cuando llegó a los juegos.
Al igual que en la vida real, primero comenzó en la modalidad Bicicross y su debut fue en los Juegos del 2008. Los primeros oros juegos en BMX fueron para la francesa Anne-Caroline Chausson y el letón Māris Štrombergs.
Sin embargo, eso fue solo el comienzo.
El Bicicross demostró ser muy popular y ahora se espera el debut del BMX Freestyle en los próximos juegos del 2021, que debieron ser suspendidos a raíz de la situación mundial y reprogramados para comenzar el 23 de julio de 2021.
El BMX Freestyle estará dentro de la modalidad Park. Cada atleta tendrá dos rondas en las que demostrar lo que pueden hacer y el puntaje final será una combinación de ambas.
Los cinco miembros del jurado estarán atentos a todo: Altura de los saltos, estilo, cantidad y variedad de trucos. La creatividad, por supuesto, también tendrá un papel importante.
Aguardamos ansiosos ver lo que ocurre en Tokio, el próximo gran paso que dará el BMX Freestyle.