En los robots está el futuro del mercado laboral

5 empleos que en el futuro estarán desempeñados por robots

© Creative Commons

Según un estudio reciente, el 34% de los puestos de trabajo podrían ser automatizados en 2030. Pero, ¿qué tipo de empleos están más expuestos a esta transformación?

Desde la llegada de la inteligencia artificial más práctica y eficiente, pensada para el día a día, el mercado laboral se enfrenta a una transformación casi absoluta. Son ya muchos los puestos de trabajo pensados única y exclusivamente para robots o máquinas automatizadas. Sobre todo, aquellos que requieren labores sencillas o análisis de datos. Según un estudio reciente elaborado por PwC, España sufrirá las consecuencias de dicha expansión dentro de unas décadas, más concretamente, en el año 2030.

Pasada esa fecha, más del 34% de los empleos se habrán visto afectados por la automatización y la inteligencia artificial. Ampliando el radio de actuación a labores manuales y a la resolución de problemas en tiempo real. A pesar del impacto de dicha tecnología, los responsables del estudio se atreven a asegurar que esta permuta tendrá un impacto positivo en la actividad económica del país. Un periodo de transición complicado que dará finalmente el más necesario de los frutos.

¿Qué empleos están en peligro?

Esta tecnología liderará el análisis de datos
Esta tecnología liderará el análisis de datos

Esta es la pregunta que surge ahora en la mente de cualquier trabajador. ¿Qué empleos tienen más probabilidades de cambiar su plantilla por robots inteligentes? Los primeros datos apuntan a que los sectores que más sufrirán esta transformación serán el transporte, la logística y la industria, que podrían llegar a perder al 52% de sus operarios. Sin embargo, la cosa va mucho más allá.

  • Obreros de la construcción

La presencia de albañiles robóticos en las obras del futuro está casi asegurada. Una sola máquina será capaz de realizar el trabajo de tres peones, evitando además el riesgo de sufrir bajas o daños personales. De hecho, los expertos confirman que incluso los operadores de grúas y conductores de palas mecánicas serán reemplazados, ya que estas trabajarán por si solas gracias a la inteligencia artificial.

La industria, los transportes y la logística serán los más afectados
La industria, los transportes y la logística serán los más afectados
  • Periodistas

Por extraño que parezca, los profesionales de la comunicación también ven peligrar su puesto de trabajo. Al parecer, algunos medios ya recurren a este tipo de tecnología para escribir miles de informes trimestrales de ingresos al año. Un tipo de documento que solo necesita cambiar el contenido para convertirse en un artículo digno de cualquier periódico, físico o digital.

  • Trabajadores agrícolas

Ordeñar vacas, cosechar verduras, sembrar los campos de cultivo, realizar la labranza… No hay labor agrícola que se le resista a los robots. Tal es su eficacia, que en Alemania algunas empresas ya han instalado los primeros androides para encargarse del Sistema de Ordeño Voluntario. Según los cálculos, más de un millón de empleados de establecimientos agrícolas serán sustituidos en unas décadas.

Estos androides ya forman parte de muchas empresas
Estos androides ya forman parte de muchas empresas
  • Camareros y cocineros

Al contrario que el resto de profesiones, el sector de la hostelería podría adelantar su transformación varios años. En 2017, un estudio determinó que en 2021 la inmensa mayoría de cocineros y camareros de la industria se verán afectados por la irrupción de la robótica y la inteligencia artificial. Ya existen restaurantes de comida rápida que han instalado máquinas para realizar el pedido antes de llegar a caja. En tan solo unos años, el servicio será prácticamente completo.

  • Empleados bancarios

¿Existe algo más valioso y delicado que el dinero? Para evitar errores y asegurar que las transacciones se realicen correctamente, las entidades de todo el mundo instalarán sistemas de inteligencia artificial. Un camino que ya recorrió hace años el cajero automático y actualmente las aplicaciones móviles. Los robots del futuro podrán establecer pagos, abrir cuentas de ahorro, detectar posibles fraudes, procesar créditos o calcular grandes desembolsos en apenas unos segundos.