Combate en Sekiro: Shadows Die Twice
© FromSoftware
Games

8 consejos para mejorar tu brazo protésico en Sekiro: Shadows Die Twice

El brazo protésico o mecánico de Sekiro se puede mejorar, ofreciéndote nuevas opciones de combate, por lo que hemos hecho un resumen de lo que eso implica y cuáles son las mejores opciones.
Por Ryan Esler
6 minutos de lecturaPublicado el
No hay nada mejor que los gadgets. Todo el mundo los quiere, porque ellos (bueno, la mayoría de ellos) hacen que nuestro día a día sea un poco más fácil. Ahora imagínate que puedes almacenar grandes cantidades de artilugios en tu brazo y todos ellos destinados a destruir todo lo que osa interponerse en tu camino. Esta es una de las muchas genialidades de Sekiro: Shadows Die Twice.
La cuestión es que estos aparatos no son fáciles de usar y, sin duda, requieren un poco de mantenimiento, pero al final vale la pena cuando alcanzas la excelencia. El único inconveniente es que nadie te dice realmente cómo conseguir estos gadgets o cómo usarlos. Por eso hemos creado esta guía.

1. Avanzar en la campaña

Puede parecer lógico para algunos que necesiten avanzar en la historia, pero no se puede empezar a mejorar y experimentar realmente el brazo protésico hasta que no vences a Gyoubu y recibes el cañón mecánico. Tampoco verás las actualizaciones finales del brazo protésico de Sekiro hasta que estés metido de lleno en la campaña y te encuentres cara a cara con el Guardián Ape para recibir la herramienta protésica final. Así que, sigue adelante y cuando acabes con el Guardián Ape podrás descansar tranquilo, sabiendo que ahora puedes actualizar todas esas herramientas a tu antojo.

2. No pases nada por alto, especialmente dentro de la finca Hirata

Mientras que un buen número de herramientas protésicas son fruto de recompensas por luchar contra jefes y mini jefes, algunas están ocultas en todo el mundo. Artículos como el Flame Vent, Loaded Axe y Mist Raven están todos escondidos dentro de la finca Hirata e incontables caminos que hay por todas partes. Luego tienes otras herramientas protésicas, como el Iron Umbrella y Sabimaru, que están escondidos en otros lugares dentro de Sekiro: Shadows Die Twice. Además, también puedes comprar los petardos de Ashina Outskirts Memorial Mob, que es una compra clave para todos los aspirantes a shinobi.

3. Regresa al Escultor con frecuencia

Todo está bien y es bueno encontrar herramientas protésicas, pero no puedes usarlas hasta que visites al Escultor y las tengas bien ajustadas. Como el brazo protésico era anteriormente del Escultor, él conoce todos los trucos del oficio, incluyendo cómo actualizar las herramientas que tú encuentras. Con cada herramienta que encuentres, se revelarán más accesorios para mejorar cada arma y podrás avanzar a través del árbol de actualización, si tienes los componentes adecuados.

4. Modificar materiales adicionales para mejorar las prótesis

Ahora que sabes cómo actualizar la prótesis, vas a necesitar saber dónde encontrar las piezas para armar el conjunto. Es posible hacer mecánicamente casi todo, desde chatarra hasta trozos de cerámica, pero otros artículos como Pine Resin Ember requieren que caces a lo largo y ancho de Sekiro para encontrar las bolsas especiales que contienen este ingrediente. Si te presionan para que compres algunos de los materiales más comunes, siempre puedes conseguirlos a través de los vendedores de la mafia del Memorial, pero hay un vendedor en particular en las afueras de Ashina que vende el muy raro Phantom Kunai que querrás encontrar, ya que se trata de una compra única por su bajo precio de 3.000 monedas.
Captura de pantalla de un edificio en llamas en Sekiro: Shadows Die Twice.

Mira como arde el mundo en Sekiro

© FromSoftware

5. El uso adecuado de los accesorios de prótesis

Cuando finalmente tengas todas las herramientas, necesitarás encontrar el uso correcto para ellas. Cosas como los Firecrackers pueden asustar a cualquier bestia, incluyendo caballos, monos, lobos y ocasionalmente a un hombre con un escudo. Entonces tendrás el Flame Vent. El Flame Vent se usa principalmente para cualquier enemigo con ojos rojos o que parezca ser demoníaco, como los grandes ogros a los que te enfrentas de vez en cuando. Además, también puedes usar el hacha con resorte en los enemigos tipo rata para romper instantáneamente su guardia y causar un daño a cualquier enemigo que quiera hacerte frente. Cada herramienta tiene su uso, solo hay que encontrar el momento adecuado para utilizarla.

6. Construye la versión definitiva de cada brazo protésico

Como mencionamos anteriormente, hay artículos muy especiales que te permiten actualizar tus herramientas protésicas a mejoras únicas como el Phantom Kunai y el Flame Vent de Okinaga. Encontrar estos elementos te ayudará a progresar al nivel más alto de actualización conocido como las herramientas de lazulita. Estas herramientas de lazulita solo son accesibles en las últimas etapas del juego, pero valen la pena la sangre, el sudor y las lágrimas que se necesitan para ganárselas.

7. Asegúrate de desbloquear las habilidades adicionales de tu prótesis

Además de las mejoras específicas de cada herramienta, también querrás subir de nivel y adquirir todas las habilidades necesarias para complementar tu arsenal de trucos de shinobi. Cosas como hacer un seguimiento de todos tus ataques protésicos con golpes adicionales y usar tu brazo protésico mientras saltas dará pie a una habilidad conocida como Living Force, que favorece los poderes tanto de Flame Vent como Divine Abduction después de atacar con éxito con tu brazo. Esto significa que tu espada puede fortalecerse por el fuego o el viento, dependiendo de la herramienta que estés usando. Es una valiosa suma a cualquier conjunto de habilidades y cuando se trata de luchar contra demonios, siempre estarás agradecido por tu flamesword.
Arte conceptual con Sekiro y un templo de Sekiro: Shadows Die Twice.

Disfruta del paisaje en Sekiro

© FromSoftware

8. Invierte fuertemente en Emblemas Espirituales

Incluso después de probar y aplicar todas las mejoras, las herramientas shinobi no serían nada sin los Emblemas Espirituales. Cada vez que usas el brazo protésico te costará un Emblema de Espíritu y solo puedes llevar una cantidad limitada. La forma más rápida y fácil de obtener más Emblemas Espirituales es simplemente comprarlos en el ídolo de un Escultor, las estatuas verdosas que sirven como puntos de descanso. Cada Emblema costará 10 sen, y puedes obtener sen derrotando enemigos o encontrándolo en el mundo.
Y aquí lo tienes, nos preguntaste por el brazo y te echamos una mano. Gracias a la capacidad de Sekiro para almacenar tres herramientas diferentes en su brazo en un momento dado, tendrás que experimentar para encontrar una arma que se adapte a ti, pero esperemos que estos consejos te hayan dado la información que necesitas para asegurarte de que estás luchando de la forma más eficiente posible.